Quantcast
28 C
Santo Domingo
jueves 26 enero 2023

¡Sorprendente historia! Gana 100 USD diarios por «no hacer nada»

Patricia Chirinos / Color Visión

Redacción.- Se trata de un japonés llamado, Shoji Morimoto, quien se gana la vida por prácticamente «no hacer nada». Desde el año 2018, se alquila para escuchar conversaciones, tomar helados e ir de paseo, sin hablar, a sus clientes.

Morimoto relata que ofrece sus servicios por Twitter, donde las personas que deseen le pueden enviar solicitudes para adquirir sus servicios por los que cobra US$100 por: no hacer nada.

Aunque este joven de 37 años tiene una carrera en Física y un posgrado en terremotos, se vio en un momento frustrado porque no quería un empleo formal. Así se le ocurrió que él era bueno como «para no hacer nada», y decidió alquilarse como compañía «invisible» para actividades como comer, beber, escuchar conversaciones, dar paseos y tener presencia.

Y puede parecer una locura pero Morimoto ha creado un exitoso negocio que lo ha hecho viral en redes sociales.

“Para resumirlo sencillamente, en un principio creía que no estaba hecho para un trabajo normal o para cosas que requieran mucha actividad. Eso me tenía pensando y se me ocurrió si, por el contrario, yo servía para ‘hacer nada’. Así comencé con este servicio”, le dijo Morimoto a la revista colombiana SEMANA.

«No hacer nada» inspiró programa de TV sobre el servicio

El joven se ha convertido en toda una celeridad, al punto de ser inspiración para un programa de televisión sobre sus servicios y hasta tiene planes de escribir un libro que recopile las experiencias de sus clientes.

Para acceder a los servicios de Morimoto tienen que escribirle por Mensaje Directo de Twitter y pagarle 10 mil yenes japoneses, (US$100 dólares), con gastos de transporte desde la estación de kokubunji y cubrir los gastos de comida y bebida.

“No hago ‘cualquier cosa’. Yo no hago nada. Sobre esas reglas, antes he mencionado que puedo comer o tomar algo, puedo responder cosas sencillas, pero más allá de eso no debo hacer nada más”, agregó el joven.

Sus servicios no incluyen hablar o brindar su opinión acerca de lo que escucha de sus clientes, asegura que sus respuestas son simples.

Morimoto recibe entre 3 y 4 solicitudes diarias, lo cual le genera ingresos suficientes al ms para vivir junto a su esposa en hijos.

Las solicitudes más extrañas

Lo curioso de sus oficio radica en que Morimoto ofrece sus servicios a personas desconocidas, pero siempre revisa las redes sociales de quienes lo contratan.

“Por ejemplo, me pidieron que recibiera dinero gratis. Es un poco contraintuitivo. Son muchas…para una cirugía de hemorroides. ¿Entiende hemorroides? Alguien me pidió que asistiera a esa cirugía”, cuenta Morimoto sobre una de las solicitudes más extrañas que ha recibido desde que inició su negocio.

“Dependiendo del tipo de solicitud que se haga, más o menos puedo saber si estaré bien con esa persona. Si es un texto bien escrito, por ejemplo, si todo encaja. Si no hay nada que me haga sospechar…”.

¿Qué opinas del trabajo de Morimoto? ¿Lo harías en tu ciudad?

ADEMÁS
Descarga Nuestra App
En portada